Un robot humanoide te acompaña a hacer deporte
El robot PLEN2 imita a una joven mientras hace ejercicio ©PLEN2

Humanoides

Da pereza hacer deporte… si no tienes este robot

Por TLife.guruAutor

Si tu excusa para no hacer deporte es que no te gusta hacerlo solo, te has quedado sin pretexto. Al menos si dispones de entre 640 y 825 euros, que es lo que cuesta el minirobot PLEN2. Esta máquina humanoide –que no requiere de conocimientos técnicos para montarla– te acompaña dondequiera que vayas e imita tus movimientos.

PLEN2 es portátil: mide 20 centímetros y pesa 600 gramos. Se puede imprimir en 3D, es interactivo y puede servir para comunicarse con otras personas. También se puede controlar a través de smartphones con sistemas operativos Android o iOS o con un ordenador. Incluso se puede programar con sensores para que actúe siguiendo los gestos de nuestra cara o de ondas cerebrales.

Así que, además de hacernos compañía y reproducir nuestros gestos mientras hacemos ejercicio o bailamos, puede ser útil en procesos de rehabilitación, como material educativo construible para niños, como juguete y en una variedad de funciones.

Otros robots humanoides

Al igual que PLEN2, hay otros que imitan los gestos y movimientos humanos. Poppy es otro caso de los que pretenden servir a fines educativos -facilitando su montaje- además de otros usos como los artísticos o científicos y en general para la experimentación.

Sin embargo, Poppy no es tan accesible como PLEN2: su precio es 10 veces superior al de PLEN2 (cuesta 8.340 euros). Hay varios motivos para esta diferencia de precio: su mayor tamaño y peso (85 centímetros y 3,5 kilogramos, respectivamente), su mayor complejidad, y que consta de más componentes y complementos como sensores, una cámara de visión artificial o un sistema para conexión a wifi y por cable.

Más grande aun es Roboy, del tamaño de un niño y 40 kilogramos de peso. Su desarrollo es fruto de un consorcio público-privado liderado por la Universidad de Zurich y se financió mediante aportaciones de pequeños inversores -mediante crowdfunding, como PLEN2- y de patrocinadores. El propósito es que este robot pueda realizar trabajos domésticos y otros servicios.

Con sus diferencias, los tres robots coinciden en varias características: son de código abierto, imitan a los humanos y quieren sacarnos el robot que llevamos dentro. ¿O era al contrario?

AÚN NO HAY COMENTARIOS




TRIVIA
  • 1¿Cuánto costó el primer iPhone (el más barato)?