Actualidad

Un dron para que llegue antes la ayuda humanitaria

Un dron para que llegue antes la ayuda humanitaria
Zip es un dron que transporta provisiones médicas y permite entregarlas de forma segura. ©Zipline
Por TLife.guruAutor

Más de 2.000 millones de personas carecen de acceso adecuado a los productos médicos esenciales, a menudo debido a las dificultades de acceso al terreno donde se encuentran y a deficiencias en la infraestructura. A causa de esto, más de 2,9 millones de niños menores de cinco años mueren cada año. Y hasta 150.000 muertes relacionadas con el embarazo podrían evitarse cada año si las madres tuvieran acceso a bancos de sangre.

Son los datos que aporta la startup Zipline para evidenciar el problema que su producto estrella trata de solucionar. Se trata de Zip: un dron que carga con las provisiones y permite entregarlas de forma segura. Ahora, la empresa ha recaudado 25 millones de dólares (unos 23 millones de euros) para expandir su negocio de entrega humanitaria en Ruanda, Estados Unidos y otros países.

Zip es un pequeño vehículo aéreo no tripulado que puede transportar vacunas, fármacos o sangre. Una flota de estos drones es capaz de administrar provisiones a una población de millones. Por ejemplo, la de Ruanda. Su Gobierno firmó el pasado 14 de octubre un  acuerdo pionero para lanzar allí un servicio nacional de entrega que se prevé que realice 150 envíos de sangre de emergencia a demanda (por día), para aumentar la eficiencia las 21 instalaciones de transfusión de sangre ubicadas en la mitad occidental del país.

Ahora la startup amplía miras, con el soporte de su nueva ronda de financiación. De hecho, ya tiene planes para iniciar entregas con drones en EE.UU en los próximos seis meses, en asociación con la Casa Blanca y la Administración Federal de Aviación de Estados Unidos (FAA, por sus siglas en inglés).

¿Cómo funciona? Sencillo: cualquier profesional sanitario puede realizar un pedido por mensaje de texto. En cuestión de minutos, un Zip se prepara y se lanza al cielo. No requiere piloto y alcanza una velocidad de 100 kilómetros por hora. Cuando llega al destino, deja caer los productos médicos, que aterrizan suavemente y con precisión en el centro de salud en un área abierta del tamaño de unos cuantos espacios de aparcamiento.

1 COMENTARIO




TRIVIA
  • 1¿Cuánto puede costar hacerse unas gafas caseras de realidad virtual?